!Suma acciones y añadelas a tu perfil!

El aire acondicionado es un gran consumidor de energía; utilízalo solo como último recurso. Evita diferencias de temperatura con el exterior de más de 10ºC; esos contrastes son perjudiciales para la salud. En todo caso, nunca mantengas el termostato por debajo de los 24ºC.