Publicado por Equipo #PorElClima el Miércoles, 03 Junio 2020
Alicia Maestre Ducar

Ayer, 2 de junio, fue aprobada la Estrategia "España Circular 2030" por el gobierno para impulsar un nuevo modelo de producción y consumo en el que el valor de productos, materiales y recursos se mantengan en la economía durante el mayor tiempo posible, se reduzcan al mínimo la generación de residuos y se aprovechen con el mayor alcance posible los que no se pueden evitar. 

La Estrategia Española de Economía Circular (EEEC) se marca una serie de objetivos cuantitativos a alcanzar para el año 2030:

  • Reducir en un 30% el consumo nacional de materiales en relación con el PIB, tomando como año de referencia el 2010.
  • Reducir la generación de residuos un 15% respecto de lo generado en 2010.
  • Reducir la generación residuos de alimentos en toda cadena alimentaria: 50% de reducción per cápita a nivel de hogar y consumo minorista y un 20% en las cadenas de producción y suministro a partir del año 2020.
  • Incrementar la reutilización y preparación para la reutilización hasta llegar al 10% de los residuos municipales generados.
  • Mejorar un 10% la eficiencia en el uso del agua.
  • Reducir la emisión de gases de efecto invernadero por debajo de los 10 millones de toneladas de CO2 equivalente.

La EEEC identifica seis sectores prioritarios de actividad en los que incorporar este reto para una España circular: sector de la construcción, agroalimentario, pesquero y forestal, industrial, bienes de consumo, turismo y textil y confección.

Algunas de las medidas que el gobierno comenzará a impartir para reducir drásticamente el uso desmedido de los envases de plástico:

  • Se prohibirán los microplásticos como parte de la composición de cosméticos y detergentes.
  • Para reducir el consumo de agua embotellada, se obligará a los bares a ofrecer agua del grifo de manera gratuita a sus clientes y se instalarán fuentes de agua potable por parte de las Administraciones.
  • Los envases y recipientes de plástico utilizados por los restaurantes para llevar la comida a los domiciolios dejarán de ser gratuitos.
  • Se prohibirá el uso de productos de un solo uso, tales como bastoncillos de algodón, pajitas, cubiertos, platos, palitos para sujetar globos, recipientes y vasos para alimentos y bebidas, incluidos sus tapas y tapones.
  • Se prohibirá la destrucción de los excedentes no vendidos de productos no perecederos, como textiles, juguetes o aparatos eléctricos. 

Según la Ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, España es quinto el país de la Unión Europea con menores tasas medioambientales a diferencia de otros países donde ya se aplican tipos impositivos, como Italia o Reino Unido. El impuesto verde recaudará 0,45 euros por cada kilogramo de envases, con lo que se prevé recaudar 724 millones de euros anuales.

Con el fin de poner punto y final a los residuos plásticos de un solo uso en España, el gobierno impondrá un nuevo impuesto para reducir los residuos de plásticoSe prevé que esta nueva normativa, contemplada dentro del anteproyecto de ley de residuos y suelos contaminados, pueda ponerse en marcha a partir de 2021.

En 2025, el 77% de las botellas de plástico del mercado deberán reciclarse debidamente y el 99% para 2029. El gobierno decidirá si establecer un sistema de depóstico, devolución y retorno, como ya existe en muchos países europeos.

Este contenido es una Historia #PorElClima, encuentra más historias en: Historias #ConsumoyReciclaje