Publicado por Equipo #PorElClima el Martes, 29 Septiembre 2020
Alicia Maestre Ducar

Los datos de la dirección general de la Industria Alimentaria confirman un ligero incremento (1%) del desperdicio alimentario en los hogares durante 2019 respecto al año anterior.

En 2019, en los hogares se desperdiciaron 1.352 millones de kg/l de alimentos y bebidas (un 4,7% de los alimentos que compramos). Con respecto al año anterior, hemos desperdiciado más productos sin elaborar (1.146 millones), principalmente frutas, hortalizas y verduras, y hemos reducido el desperdicio de productos cocinados (206 millones) como legumbres, sopas, cremas y purés, platos de carne y arroz.

desperdicio esquema

Alrededor de 8 de cada 10 hogares españoles (79,1%) afirman desperdiciar alimentos. Destacan aquellos hogares donde la pareja no supera los 49 años con hijos pequeños o de edad media. Sin embargo, quienes no desperdician alimentos son los hogares donde viven parejas de jóvenes sin hijos o personas retiradas. A esto se suma la influencia del nivel socioeconómico en los hogares, siendo los de nivel medio los que mejor gestionan los alimentos y menos desperdician, a diferencia de los hogares de nivel socioeconómico superior que gestionan peor el aprovechamiento alimentario.

Solo el 6% de los hogares españoles considera que luchar frente al desperdicio alimentario es un reto global para proteger el medio ambiente. Sin embargo, consideran la eliminación de los envases de plástico un reto fundamental para proteger el medio ambiente.

Los datos de desperdicio alimentario mejoraron durante los meses de confinamiento por la COVID-19, del 16 de marzo al 21 de junio, se redujo un 14% el desperdicio de alimentos en comparación con el mismo periodo de tiempo el año anterior.

Este contenido es una Historia #PorElClima, encuentra más historias en: Historias #AlimentaciónSaludeInfancia