Historia #PorElClima

Publicado por Grupo Tragsa el Lunes, 27 Agosto 2018
A través del cálculo de este indicador hacemos pública la cantidad de emisiones de gases de efecto invernadero que son liberadas a la atmósfera en el desarrollo de nuestra actividad
Renovamos por tercer año la inscripción de nuestra Huella de Carbono

Con el propósito de seguir avanzando en la transparencia y en el cumplimiento de los objetivos medioambientales, el Grupo Tragsa hemos renovado por tercer año consecutivo nuestra inscripción en el Registro de Huella de Carbono en el Ministerio para la Transición Ecológica, haciendo pública la cantidad de emisiones de dióxido de carbono (CO2) de la empresa.

En el año 2017 las emisiones calculadas han sido de 42.805 toneladas de CO2 , las cuales se deben en un 76% al uso de vehículos y maquinaria.

La inscripción se realiza en la Sección A de Huella de Carbono y de compromisos de reducción de emisiones de gases de efecto invernadero y el registro exige que el cálculo este verificado por una entidad acreditada.

La huella de carbono permite cuantificar las emisiones de gases de efecto invernadero que son liberados a la atmósfera como consecuencia de una actividad determinada que desarrolla cualquier organización, además de identificar las fuentes de estas emisiones. En base a los resultados, el cálculo de la huella de carbono nos permite planificar y establecer medidas más efectivas para reducir la emisión de gases perjudiciales.

Con este paso, el Grupo Tragsa hemos renovado el sello de Cálculo de Huella de Carbono que visibiliza esta iniciativa y con ello nuestro compromiso con el Medio Ambiente.

La inscripción de emisiones en el Registro oficial de la Huella de Carbono es de carácter voluntario y nació con la vocación de fomentar el cálculo y la reducción de la huella de carbono por parte de las organizaciones españolas, así como de promover los proyectos que mejoren la capacidad sumidero de España.