Publicado por Mahou S.A. el Miércoles, 13 Noviembre 2019

Recuperación de energía de los humos de la fábrica de Verallia en Burgos para cubrir parte del consumo de vapor de la fábrica adyacente de Mahou.

Mahou San Miguel, compañía cervecera 100% española, y Verallia, líder europeo en fabricación de envases de vidrio para bebidas y alimentación, están inmersos en un proyecto conjunto para aumentar la eficiencia energética derivada de la actividad de sus plantas, situadas una junto a la otra en la provincia de Burgos.

Concretamente, el proyecto busca aprovechar la energía residual que se genera en la fundición del vidrio para emplearla en el proceso de elaboración de la cerveza, en sustitución del gas natural, reduciéndose el consumo de este, así como las emisiones de CO2 a la atmósfera.

El proyecto, en el que ambas compañías invertirán 2 millones de euros, se encuentra actualmente en fase de ejecución y se estima que finalice a mediados 2020.

Una vez implantado, la cervecera reducirá en más de un 60% su consumo de gas natural, lo que supondrá, a su vez, una reducción del 60% de las emisiones de CO2 a la atmósfera de la cervecera. Por su parte, Verallia logrará disminuir en un 40% la temperatura de la energía residual generada en el proceso de fundición del vidrio e indirectamente las emisiones de CO2 a la atmósfera.

Compromiso medioambiental

Este proyecto se enmarca en la vocación ambiental de la cervecera. Un compromiso que se refleja en la reducción progresiva de sus emisiones de CO2 desde el año 2000, con un descenso superior al 52%, evitando la emisión de 50.234 toneladas de CO2 Mahou San Miguel quiere ser referente en materia en el sector de Gran Consumo y cuenta para ello con un Marco Estratégico de Sostenibilidad que, bajo el nombre de "Somos 2020", define 20 compromisos de futuro. Verallia, por su parte, desarrolla desde hace dos décadas una activa política para reducir las emisiones de CO2 en un 1% anual; lo que ha supuesto un 28% menos desde 1990 en las plantas europeas.

Verallia contribuye, además, utilizando en sus hornos el máximo casco de vidrio reciclado disponible; ya que por cada 10% adicional se reducen un 5% las emisiones de CO2. En 2019, se ha asociado con PUR Project -un proyecto de compensación de carbono- con la plantación de 100.000 árboles/año en América Latina, así como diversos programas locales en las comunidades donde se ubican las plantas. Con este proyecto, compensará cada año un 1% adicional de las emisiones totales y plantará más de 100.000 árboles durante 5 años.

Este contenido es una Historia #PorElClima, encuentra más historias en: Historias