La empresa social QUID dirigida por mujeres en Verona, Italia, recicla desechos de telas de alta calidad de las empresas de moda para producir y vender colecciones de ropa de diseño para mujeres. La empresa,  con el 85% de mujeres empleadas , busca reducir la elevada tasa de desempleo de mujeres para proporcionar una mejor condición social y medios de vida.

El innovador modelo de QUID utiliza materiales de desecho de la industria de la moda para crear sus propios diseños y reducir los impactos energéticos y ambientales, maximizando así la sostenibilidad de este sector industrial. El éxito de este proyecto está en el hecho de que las empresas venden tejidos de desecho a QUID a precios bajos, lo que fomenta su crecimiento y el potencial para contratar más trabajadoras.

Sus colecciones de ropa se venden a través de asociaciones con empresas de moda que creen en los valores de QUID y cuentan con las colecciones en sus tiendas. A medida que la demanda y las ventas han aumentado, también lo ha hecho la producción, que permite a la cooperativa emplear a un número cada vez mayor de trabajadoras cada año, mientras se recupera una cantidad creciente de tejido de otro modo desperdiciado. El aumento de la tela que se recicla conduce a menos residuos textiles y menos energía necesaria para disponer de esa materia prima.

 Página web de la iniciativa

Historias sobre acción #PorElClima: Este proyecto es una de las 19 iniciativas transformadoras ganadoras de los premios climáticos Impulso para el Cambio de NNUU 2017.