Aunque el consumo de bolsas de plástico en España se ha reducido en un 50% en los últimos años (datos del sector) todavía se consumen unas 145 bolsas de plástico por habitante al año.

El descenso en el consumo ha venido propiciado por la implantación de medidas como el establecimiento de un precio para la bolsa, la realización de campañas de sensibilización para reducir su uso, el fomento de acuerdos voluntarios del empleo de bolsas reutilizables como pueden ser las de rafia o de tela y el fomento de otros medios como los carritos de la compra.

Además, España está teniendo una posición muy activa en la tramitación de la modificación de la directiva de envases que restringirá el uso de las bolsas de plástico no reutilizables. A partir del 1 de enero de 2018, las bolsas de plástico ya no se podrán dar de forma gratuita en los comercios, sino que cada una tendrá un coste de entre 5 y 30 céntimos de euro.

A nivel individual puedes reducir el consumo de bolsas de plástico. Cuando vayas a la compra no olvides llevar tu carro de la compra o la bolsa de lona o malla. En última instancia, reutiliza las bolsas que ya te han dado. Rechaza las bolsas que no necesitas, aunque insistan en regalártelas.