Toolbox #PorElClima

Tool clasificada en: Toolbox

Aunque muchos penséis que ya hacéis lo posible por reducir el consumo energético en casa, existen consejos muy útiles que, posiblemente, hayáis pasado por alto. Es de gran importancia utilizar de forma eficiente nuestros electrodomésticos, tanto para nuestro bolsillo como para llevar a cabo un consumo responsable de la energía.

Nuestras acciones diarias, por muy pequeñas que sean, tienen un gran impacto en el planeta y, por ello, debemos tener en cuenta algunos truquillos para ahorrar energía en casa.

El frigorífico se encuentra en pleno funcionamiento las 24 horas del día, lo que supone un gran consumo energético. Aunque es curioso que si mantenemos la nevera llena, el consumo es mucho menor que si está medio vacía. Algunas recomendaciones son:

  • Situarlo próximo a una ventana y alejado de fuentes de calor.
  • Mantener una distancia mínima entre la nevera y la pared.
  • Poner el termostato a 5º C y, en el caso del congelador, a -18º C.
  • No meter la comida caliente en su interior, sino dejar que se enfríe fuera.
  • Revisar el espesor de las capas de hielo, ya que si son muy gruesas el frigorífico estará realizando un mayor consumo energético.

 La lavadora utiliza el 90% de la electricidad para calentar el agua, por ello, debemos:

  • Lavar en frío o a baja temperatura con los programas de lavado a 30º o 40º.
  • Intentar llenar al máximo la lavadora.
  • Emplear programas económicos.
  • Utilizar la dosis de detergente recomendada por el fabricante.
  • Limpiar periódicamente los filtros para garantizar un óptimo rendimiento.

Para limitar el consumo de agua del lavavajillas es recomendable:

  • Elegir el programa más económico.
  • Evitar aclarar los platos antes de meterlos en el lavavajillas.
  • Utilizar detergentes ecológicos. 

Existen alternativas de refrigeración más baratas y ecológicas que el aire acondicionado, pero en caso de uso hay que tener en cuenta:

  • Cerrar las ventanas y bajar las persianas en las horas de más calor.
  • Colocar el aparato en una zona sombreada de la casa, ya que al sol el consumo es mucho mayor.
  • Utilizarlo a una temperatura razonable.
  • Mantener limpios los filtros.

Para conseguir el menor consumo energético con el horno, es importante:

  • Evitar abrir la puerta del horno.
  • No cocinar pequeñas cantidades de alimentos, emplearlo cuando vayamos a llenar la bandeja del horno.

Esta es la etiqueta de identificación del consumo energético de los electrodomésticos que aparece en frigoríficos, congeladores, lavadoras-secadoras, lavavajillas e, incluso, fuentes de luz como las lámparas.

etiqueta

Si ya utilizas algunos de estos consejos o la mayoría de ellos, estarás llevando a cabo un uso eficiente de tus electrodomésticos, además de que te estarás ahorrando una gran cantidad de dinero en tu factura. La forma de evitar consumir más energía de la necesaria es llevando a cabo pequeñas rutinas diarias que no nos quitan más tiempo del indispensable. 

Acciones sencillas, pero de vital importancia para el planeta.