Historia #PorElClima

Compartir
Publicado por Zulema Sánchez el Lunes, 30 Noviembre -0001
Historia clasificada en: Historias

Hacer senderismo es una forma placentera de disfrutar de la naturaleza y practicar un deporte adaptado a cualquier edad y estado físico. ¿Qué puede mejorar esta un día de sendero por el medio natural? Tú.

El sendero más limpio que cuando llegas

Ayer acompañamos a un amigo a conocer el Parque Natural y Nacional de Doñana. Para ello elegimos el Sendero Dunar, que parte de la playa de Matalascañas y te adentra en un sistema de dunas que van desde las embrionarias y móviles a aquellas más maduras, donde la vegetación de mayor porte abraza con sus raíces y contiene el avance de la arena. Al ser un día entre semana el sendero está poco transitado, sin embargo, existían rastros que evidenciaban la presencia de otros seres: huellas de conejo, de ¿lince?, caminos creados por el paso de todoterrenos y más o menos... basura. 

Está estupendo ir a nuestro entorno natural con la conciencia de no ensuciarlo y traernos la basura que llevamos. Pero, ¿y si damos un paso más y de camino, nos traemos alguna de la que ha llegado allí sea por otros humanos o por otros medios? Nos remangamos las mangas y todo el sendero de vuelta fuimos recogiendo, sobretodo plásticos que se encontraban a uno y otro lado del sendero señalizado. 

Animo a la comunidad, a contagiarse de esta iniciativa, de manera que cada visita a la naturaleza, sea para ella motivo de alegría ya que al salir, le tiramos la basura.

Si te ha   esta acción, crees que los pequeñas gestos son claves en la lucha frente al cambio climático y no te quieres perder nada de lo que pase en la Comunidad #PorElClima:

Únete a la Comunidad #PorElClima